YES MINISTER.

Siempre he pensado que la vieja serie “Yes Minister”  es lo mejor que se ha hecho en TV. Para refrescar la memoria a los que la vieron en su día o informar a los jovencitos que no deben saber ni que existió, se trata de una serie de la BBC que estuvo en antena desde 1980 a 1984, seguida por “Yes Prime Minister” de 1986 a 1988. Las dos series se pasaron por TV3, creo recordar que a partir de 1986. Tiene tres personajes básicos: Jim Hacker, un político mediocre que de rebote llega primero a Ministro y después a Primer Ministro. Sir Humphrey Appleby (interpretado magistralmente por Nigel Hawthorne), el funcionario de carrera con muchísima experiencia, capaz de llevar al Ministro allí donde a él le interesa…casi siempre, y Bernard Wooley, el probo funcionario que tiene el problema de tomar lo que dicen el Ministro y Sir Humphrey al pie de la letra,  los tres aparecen en la siguiente foto.

YES MINISTER

Desde que la vi, he coleccionado todo lo que se ha publicado sobre la serie (DVD, libros, etc.), y en 2010 publicaron la “The Yes Minister Miscelany”, que es un resumen de las mejores frases y situaciones de la serie, de la que antes de disponer del blog hice un muy reducido resumen, y como que los comentarios que incluí en dicho resumen no solo son vigentes sino que creo que cada día lo son más repito aquí la mayor parte:

Algunas frases de Sir Humphrey

– La obligación de la Oposición es hacer preguntas comprometedoras, y el arte del Gobierno es saber cómo no contestarlas.

– Una huelga del servicio de ordenadores llevaría al Gobierno a la inoperancia, si no fuese porque ya están en ella.

– Si quiere que algún asunto no sea discutido intensamente por el Gabinete, póngalo como el último antes de la comida.

– Es importante situar a los asesores políticos en despachos alejados del Primer Ministro. La influencia disminuye con la distancia.

– Si los funcionarios pudiesen echar a los políticos en base a su incompetencia, se vaciaría el Parlamento, nos quedaríamos sin Gabinete, sería el fin de la democracia, y el inicio del gobierno responsable.

– El problema de los Ministros no es que los funcionarios no les demos las respuestas correctas, sino que no hacen las preguntas adecuadas.

– Si no podemos refutar los argumentos de un periódico, simplemente desacreditamos a quien escribió el articulo. A eso le llamamos darle al jugador y no al balón.

-El objetivo de toda investigación interna, efectuada profesionalmente, es crear una inmensa cantidad de falta de evidencia.

– El trabajo de los funcionarios consiste en circular información no relevante sobre temas poco importantes a personas que no tienen ningún interés en ellos.

– Nuestra obligación es decir al comité la verdad y nada más que la verdad, pero sería profundamente inapropiado y sumamente irresponsable decirle toda la verdad.

ASUNTOS EXTERIORES.

-El Foreing Office es pro-Europa porque en realidad es anti-Europa. Todos sus funcionarios están de acuerdo en asegurarse que la U.E. no funcione. Por eso aceptamos formar parte de ella.

-La función del Foreing Office no es hacer cosas, sino explicar porque no se pueden hacer.

-La respuesta del Foreing Office a cualquier crisis pasa por cuatro fases:

1.- No va a pasar nada.

2.- Puede que pase algo, pero nosotros no debemos intervenir.

3.- Quizás deberíamos hacer algo, pero no hay nada que podamos hacer.

4.- Quizás podíamos haber hecho algo, pero ahora ya es tarde.

-La Gran Bretaña siempre tiene que estar a favor de la Ley y el Orden, siempre y cuando no afecte a nuestra política exterior.

-Proporcionar información a Moscú es serio. Dar información a cualquiera es serio. Pero algún tipo de información le hace menos daño al Reino si se la proporcionan al Kremlin que si se la dan al Gabinete.

-Tal como funciona hoy la política internacional, mantener el Foreing Office es irrelevante. No tenemos poder real, solo somos algo así como una base norteamericana de misiles.

-Los del Foreing Office no son flojos. Se ha de ser muy duro para pasarse todo el tiempo sin hacer nada.

UNION EUROPEA

-El típico funcionario de la U.E. tiene la capacidad organizativa de los italianos, la flexibilidad de los alemanes, la modestia de los franceses, la imaginación de los belgas, la generosidad de los holandeses y la inteligencia de los irlandeses.

-A veces nos hemos entendido bien con los franceses. La última vez fue en Waterloo en 1815.

Nota. A propósito de la U.E., en un memorable capítulo de la serie, el ministro Hacker y Sir Humphrey van a unas reuniones en Bruselas, y en la misma recepción conocen al Comisario Europeo encargado de las subvenciones para promover la producción de leche y derivados y al Comisario Europeo encargado de las subvenciones para colocar los excedentes de leche y derivados. En unos de los libros que leí se decía además que en el momento en que se produjo la serie esta contradicción existía y era real.

Esta entrada fue publicada en Varios. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s