SUBDESARROLLO MENTAL.

Por si alguien tenía la más mínima duda de que el PP es la continuación del franquismo, camuflado de libertad y democracia, han aportado una prueba que en mi opinión es definitiva.

El mismo partido que desde el gobierno aplicó sin chistar y con total obediencia las medidas estúpidas de Merkel-U.E. que nos han sacado de la crisis tarde y mal, recortando prestaciones sociales mientras no hacían absolutamente nada con la más necesaria e importante de las reformas: la de la catastrófica Administración Pública española, y que en clara demostración de que no tienen ni la más mínima vergüenza se consideran ahora los salvadores de la economía del país cuando la tasa de paro todavía está en un inaceptable nivel superior al 20% y por culpa de su desastrosa gestión se ha casi doblado la deuda pública, e insisten en su inexistente vergüenza al amenazar que el país volverá a la crisis si Rajoy y el PP no gobiernan. El PP que ha manipulado y mangoneado la Justicia hasta destruirla, el que actuó en mayoría absoluta como si se tratara de una dictadura y aprobó la franquista Ley Mordaza. Los que después de ser los principales responsables del enorme crecimiento del independentismo catalán no solo no han solucionado el problema sino que lo han empeorado hasta límites que casi garantizan el choque. El partido más corrupto, que además ha sido imputado por corrupción directamente en dos ocasiones en Madrid y Valencia, ha completado su larguísima lista de acciones totalitarias y chorizadas declarándose insumiso frente al actual Parlamento. Los teóricos grandes defensores de la legalidad y la Constitución se burlan de la ciudadanía y de todas las leyes, Constitución incluida, bien, en realidad ya llevaban tiempo burlándose y jugando con todas las leyes, pero por primera vez lo dicen alto y claro.

El resumen de lo ocurrido en este nuevo insulto al país por parte del PP, es el siguiente:

Después de 3 meses desde el 20-D, de relaciones normales entre el gobierno en funciones y el Parlamento, con una comparecencia de García Margallo e incluso la firma de todos los partidos representados en el Parlamento de un manifiesto sobre la postura común ante el acuerdo Turquía-U.E. que Rajoy claramente no utilizó en Bruselas, el pasado miércoles 9, Sáez de Santamaría y el gobierno entero se levantaron de mala uva y la señora vicepresidenta mandó una carta al Presidente del Parlamento advirtiendo que ya no habrían más comparecencias de miembros del gobierno ante el Parlamento porque el gobierno no aceptaba  un “Parlamento sin cabeza que se ha convertido en un ariete contra el Gobierno y el partido que lo sustenta”. El jueves 17 estaba prevista la comparecencia del ministro Morenés para informar de las actividades de la OTAN en el Egeo, que ya no se presentó.

Cuando leí la noticia no me lo podía creer. Después de una actuación denigrante en la negociación de un nuevo gobierno, al PP y al desastre Rajoy no se le ocurre otra cosa que atacar la base misma de la democracia.

Este conflicto institucional demuestra claramente que la ideología básica del PP tiene sus orígenes mucho antes de que en el siglo XVIII los trabajos de Montesquieu consolidasen la separación de poderes como condición indispensable de un régimen democrático. La misma ideología responsable de que la época de las luces, la Ilustración, en España no pasase nunca de breve chispazo, con la consecuencia de un subdesarrollo mental que todavía persiste, subdesarrollo que encima beneficia al PP, porque la mayoría simple e idiota se cree su mensaje.

Aparte opinar que no hay ni una solo razón válida para que el PP se enfrente a todos los demás partidos proclamando su desobediencia al Parlamento, estoy convencido que se trata de una estrategia preconcebida para forzar la continuidad del gobierno del desastre Rajoy, utilizando en las elecciones el enfrentamiento provocado a propósito para reclamar después unidad a sus posibles votantes para poder luchar contra “el contubernio judeo-masónico”, como decía Franco. Como ocurre siempre con el PP los que critican a todo el mundo porque están partiendo el país en dos, son los que realmente lo parten por razones electorales.

La reacción de la ciudadanía y de los medios de comunicación ante tamaña barbaridad ha sido una repetición de lo de siempre, reacción floja o nula. Por supuesto que la caverna mediática da la razón al PP apoyándose en varios dictámenes orales o escritos de altísimos funcionarios, directores generales, abogados del Estado, y otra gentuza a la orden, que serían capaces de argumentar exactamente lo opuesto con la misma contundencia, si esas fuesen las órdenes recibidas.

Según La Vanguardia, en alguno de los múltiples dictámenes favorables al totalitarismo práctico del PP se pone como ejemplo nada menos que el caso de Catalunya, que pasó también un largo período de investidura bajo una situación jurídica similar. Curioso, nunca oí o leí que la Generalitat se negase a comparecer en el Parlament, ni que la Presidenta del Parlament se enfrentase a la Generalitat por insumisión, posiblemente porque nada de esto ocurrió, pero si así fuese necesario para defender la postura del PP, no tengo ni la más mínima duda que en la caverna leeríamos que eso SI ocurrió, y además de manera infame e ignominiosa, y que muchísimos idiotas se lo creerían.

A consecuencia de esta animalada he decidido que si en cualquiera de las próximas elecciones el PP vuelve a ser el partido más votado, o incluso si está entre los tres más votados, lo tomaré como la demostración definitiva del subdesarrollo mental de la ciudadanía, y me pasaré al independentismo porque a mi edad ya es la única forma que tengo de salirme de ese desastre que llaman España, y aunque haya el riesgo de que en la Catalunya independiente se hagan y acepten estupideces similares, también existe la posibilidad de que la cosa mejore sustancialmente y pueda mirarme el menosprecio, los insultos, la falsedad y las barbaridades del PP y la estupidez de muchos, demasiados, ciudadanos que las aceptan sin casi chistar, desde el otro lado de la frontera, con la ventaja añadida de no correr más el riesgo de tener que sufrir otro presidente como Rajoy, dechado de todos los defectos y falsedades, incluidos los de borde, grosero y mal educado.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s